Comentario evangelio 06.12.2020

Comentario evangelio 06.12.2020

 

¡Queridos Amigos!

Segundo Domingo de Adviento. Evangelio de San Marcos.

Estamos en un tiempo litúrgico que nos enseña y educa a Contemplar el mismo Corazón de Dios Padre🔥❤️🕊️. Un Dios Creador que ha diseñado un mundo maravilloso. La Luz, el sol, las montañas, el mar, el horizonte, el arcoíris, los ríos, los animales, Y la grandeza del ser humano. Sin embargo, el libre albedrío que nos regaló a todos, incluidos los Ángeles, le costó muy caro y el mal se reveló contra ese Amor Creador.

El mismo Dios, vio la Obra de sus entrañas destruida y se tuvo que arrodillar ante tanto dolor. Fue la fuerza, la humildad y el amor de una Mujer, lo que consiguió lo que Dios más anhelaba y era su propia Paternidad para entregarla a este mundo que Él había creado.

¡Y empieza la historia del Pueblo de Israel y empieza la Historia de la Salvación! Muchos años y años después de la Promesa, veríamos la realización de ¡¡¡Lo Prometido!!! Es el Dios de la Promesa y de la Realización. Así actuó desde Abraham….Los grandes protagonistas de la Biblia, fueron educados en la Promesa y fue su fidelidad absoluta a esa Palabra dicha cuando nada veían, lo que les llevó a Gozar el milagro de la Realización.

Así Juan Bautista, es el profeta definitivo de la Promesa de Dios. Volvería Elías al mundo a anunciar el Mesías. Así lo esperaban los judíos desde siglos y ese Elías que esperaban, era ¡Juan Bautista! Hoy el Evangelio nos invita al Silencio y saber penetrar en el desierto de nuestro corazón. Isaías nos habla de Preparar el camino al Señor. 🌄🌄🌄

El sacerdote de nuestra parroquia, en su homilía de hoy, nos recordaba el miedo atroz que tiene el ser humano a este Silencio en el que Juan Bautista nos espera estos días. Llegamos a casa y muchos lo primero que hacen para no sentir esa soledad de la que se huye, es poner la televisión o la radio o conectarse a las redes sociales. 😟😔😔

Descubrir que podemos transitar por el Silencio monástico en medio del mundo y que es absolutamente sanador, es un regalo☀️🤗❤️🥀🌷🌲🌱🌿. Elegir vivir nuestra vorágine diaria desde la profunda calma que se adquiere con una disciplina de silencio del corazón, es una opción de madurez interior. Sólo si descubrimos que precisamente en ese Silencio habita una Voz preciosa que nos espera para que le contemos cómo estamos y que está deseosa de poder comunicarse con nosotros, cambiará nuestra estructura dependiente y la necesidad imperiosa de estar constantemente conectados como nos está instruyendo la falsa cultura de las redes sociales.

Esa Voz es la de nuestro Creador. La Trinidad habita en lo profundo de nuestro ser y si fuéramos conscientes de que es cierto que no estamos solos, se abrirían muchas ventanas de aire fresco, 🏞️🏞️🏞️🌌🌌🌌.

El Evangelio de hoy, nos pone enfrente de un camino que hemos de preparar estos días y cuyo destino es Belén. Este año, donde la Pandemia, determinará también el tiempo de Navidad, es más urgente que nunca, adentrarnos con Juan Bautista en estos días de desierto, de desconexión de tanta y tanta información, de no entrar en el victimismo y la desesperación de los telediarios y preparar ese caminito hacia el Niño Jesús, penetrando de lleno en nosotros mismos y dejando que la austeridad de Juan Bautista, nos ayude a aligerar las maletas cargadas de problemas o nostalgias que si dejamos que inunden nuestra alma, nos quitarán el verdadero sentido de este bellísimo Tiempo litúrgico de Adviento.

¡Un abrazo fuerte para todos!

Custodia Cordis❤️